> HISTORIA Y GEOGRAFIA NIVEL MEDIO: El Congreso de Viena y la Santa Alianza.

Bienvenidos!

¡Bienvenidos!

Este blog es un espacio diseñado para los alumnos del nivel medio. Aquí encontrarán programas, contenidos y actividades de la asignatura Historia y Geografía. También podrán acceder a distintos recursos, diarios, películas, videos, textos, música y otros que contextualizan los temas desarrollados en clase.

Prof. Federico Cantó

domingo, 30 de marzo de 2014

El Congreso de Viena y la Santa Alianza.

 El Congreso de Viena y la Santa Alianza.

Tras la caída de Napoleón Bonaparte en 1815, los antiguos monarcas o sus sucesores directos volvieron a ocupar los tronos de Europa. Desde allí quisieron borrar las huellas de la Revolución Francesa y del Imperio, restaurando el orden tal como era antes de 1789. Este período es conocido con el nombre de la Restauración.
Los vencedores impulsaron un reordenamiento general de los regímenes políticos y de las fronteras europeas. Para llevar a cabo esta complicada tarea, los más hábiles diplomáticos de la época, bajo el liderazgo del canciller austríaco von Mettermich se reunieron en Viena. Los principales objetivos del Congreso que se realizó en esta ciudad fueron restablecer el principio de legitimidad (es decir, reinstalar en el poder a las antiguas dinastías reinantes – consideradas legítimas- que habían sido destronadas por los ejércitos de Napoleón) y asegurar el mantenimiento de la paz dentro del nuevo equilibrio territorial, evitando el predominio de un Estado sobre los otros.
Para garantizar la perduración del orden restaurado y la ayuda mutua entre los monarcas se creó la Santa Alianza, formada por Rusia, Prusia y Austria – luego se le sumó Francia-. Estos países, defensores de los regímenes absolutistas de origen divino, se comprometieron a intervenir en los países donde se desatara un movimiento revolucionario.
Aunque con las medidas adoptadas los diplomáticos reunidos en Viena confiaban en haber terminado para siempre con el ímpetu revolucionario, los cambios sociales, jurídicos y políticos nacidos de la revolución eran sólidos y profundos.
El liberalismo y el nacionalismo, dos herederos de la revolución, cuestionaron los principios básicos de la Restauración: tanto la legitimidad de las monarquías absolutas como la arbitrariedad del nuevo equilibrio, construido a espaldas de los ciudadanos. Por eso, el nuevo orden resultó conflictivo y débil, durante las décadas siguientes una oleada de revoluciones sacudió sus cimientos.
En España, en 1815 la corona pasó a Fernando VII, el hijo de Carlos IV, que había sido depuesto por Napoleón. Francia perdió los territorios conquistados en la guerra y sus fronteras volvieron a ser como en 1789, además se restauró la monarquía, que recayó en Luis XVII.
Los intentos por restaurar el viejo orden chocaron con los cambios que había impulsado la Revolución Francesa y la industrialización. Estos choques se transformaron en estallidos revolucionarios que recorrieron Europa en 1820, 1830 y 1848.

Actividad: El Congreso de Viena.

1. Describí los objetivos del Congreso de Viena y la Santa Alianza.

2. Definí el concepto de Restauración.